trillas trigo valle del Yaqui Nainari Alvaro Obregon

Primeras trillas en el Nainari

Cuando el Presidente Álvaro Obregón Salido terminó su periodo en 1924 se regresa a Sonora, a Navojoa,donde vuelve a la vida como un ciudadano común, con nuevos proyectos tanto en la agricultura como en lo industrial.

El tenía en la mira ser parte del proyecto del Valle del Yaqui, donde muchas personas como él tenía la fe y esperanza de que seria una buena inversión ahí. Buscando tierras vio en un lugar que pocos se

Nainari Alvaro Obregon

La casa del Nainari

interesaban, unas tierras propiedad de Don José María Parada que estaba estratégicamente situada en un nivel alto, donde se dificultaba el riego y por lo tanto había riesgo al sembrar en esa área, llegando a un trato con Don José María le propuso rentarselas con opción a compra, ahí empezó toda su visión de emprender su proyecto, inmediatamente platicó con su amigo Don José Mazon donde le solicitó un préstamo personal para empezar con la primera etapa: iniciar El Nainari y hacer fértil esa tierra.

bombas Firbanks-Morse con motor Worthigthon Alvaro Obregon valle del Yaqui Don Álvaro arrendó donde hoy está el “Nainari” y adquirió una gran bomba de combustible con tubos de 32 pulgadas, donde extraía agua de un pozo sacando lo suficiente para regar una gran extensión de tierra en su alrededor, eran unas bombas Firbanks-Morse, con un motor Worthigthon, desde ese momento se volvieron tierras de gran producción.

Muda a su familia de Navojoa, durante la construcción de la casa, dormían en carpas enseguida de la obra y se alimentaban en un gran comedor de paredes de petate, así era la vida de un expresidente en ese entonces, vestimenta rústica, carencias de lujos y comodidades, solicitando créditos para poder aterrizar proyectos y hacerlos productivos, así regresaban aquellos hombres de entonces, con la frente en alto y dedicados al trabajo honesto.

Valle del Yaqui el 27 Francisco Tapia Alvaro Obregon En ese entonces aprovechando sus relaciones con productores de todo el país, formó cerca de ahí, dentro del perímetro de sus tierras, un campo experimental comandado por Don Francisco Tapia Monteverde, cuñado de Don Álvaro, se traslada ahí con su esposa y su familia y ahí fincan su residencia, en ese lugar pasan la niñez Sarina, Leonor, Cuquita, Armida, Cedilia, Rosa Amelia, Francisco, German y Gilberto, Tapia Escalante, familia que goza de gran afecto y cariño en Sonora y el país. El 27 Francisco Tapia Obregon

 

En el 27 se sembraron un sin número de semillas , oleaginosas, fibras, algodón, frutos y hortalizas entre otras,  para ver qué tal se daban en el valle. Llegaban de casi todos los estados de la republica plantas y semillas, también de aquí se enviaban también, casi poca gente sabe que en 1926 dio instrucciones Don Álvaro de mandar unas  plantas de limones al Gobernador de Colima para que se sembrara allá y ver “qué tal se daba”, el limón en Colima, hoy productor número uno del país.Alvaro Obregon Nainari valle del yaqui

Se le llamó el 27 ya que se encontraba en el Block 27 de la antigua nomenclatura del valle, hoy Block 203, la dirección postal de ahí era Campo el 27, Block27, Cajeme, Sonora. A un costado del Campo 30, hoy poblado Francisco I.Madero.Valle del Yaqui Obregon

 

Las jornadas eran largas ya en plena actividad agrícola, terminaban exhaustos, Don Álvaro retirado ya de la vida política, hasta donde llegaban sus amigos para acompañarle y platicar aquellos temas de Alvaro Obregon Nainari los años 20’s, cabe señalar que había veces que acudía a Cajeme a jugar unas partidas de billar con su ahijado consentido Chamalia Zaragoza Maytorena, era bueno para el pool , jugaba con el violín ya que solo tenía un brazo.

En su vida en el Nainari también era visitado frecuentemente, por amigos de la política, también por sus amistades extranjeros, incluso norteamericanos interesados en lo que se producirían ahi. Una vez llego un diplomático Japonés y al verlo después de una jornada de trabajo le dijo, Sr. Obregon no lo reconocí disfrazado así, él contesta de inmediato, este hombre que ve aquí no está disfrazado, el que estaba disfrazado era aquel hombre al que conoció en Palacio Nacional.Alvaro Obregon Nainari Cajeme

Don Álvaro regresa convencido por el Guanajuatense Melchor Ortega, de que no era reelección, ” entiéndalo bien General, no es reelección, ¡ya pasó el período de Calles!” siendo ya Presidente electo, muere asesinado a los 48 años sin haber pasado una sola noche en la casa del Nainari ya terminada.

Nainari Alvaro Obregon Cajeme Mi abuela María Tapia Monteverde vda. de Obregón, toma las riendas del Nainari, malvendiendo la Empacadora del Noroeste y otras tierras para poder saldar las cuentas, quedando con estas tierras y hacerlas producir al máximo, pago a Don José María Parada y a Don José Mazon su totalidad y quedo como patrimonio de la familia Obregon Tapia.Nainari Alvaro Obregon Cajeme

 

0 Comment
1168 Views
Previous Post Next Post

You Might Also Like.

No Comments

Leave a Reply